Pages Menu
Categories Menu

Posted by on Jul 19, 2021 in Actualidad

IU critica que el alcalde de Fuentepelayo no pida la ejecución de sentencia del caso de la planta de compostaje

IU critica que el alcalde de Fuentepelayo no pida la ejecución de sentencia del caso de la planta de compostaje

El grupo municipal de Unidad Popular Fuentepelayo presentó el pasado 25 de junio una moción para instar al gobierno municipal y a la alcaldía a que solicitase a la Audiencia Provincial la ejecución de la sentencia que condenó a Juan Francisco Cárdaba y a la empresa Agramam a limpiar de basura las instalaciones de la ‘planta de compostaje’ de la localidad, además de eliminar la contaminación del agua y del suelo de las parcelas agrícolas utilizadas durante años y al aire libre como almacén de residuos en putrefacción.

El resultado fue de dos votos a favor de la solicitud de ejecución de la sentencia (Fuentepelayo Unidad Popular), dos votos en contra (PSOE) y dos abstenciones (PSOE y PP). El alcalde de Fuentepelayo (PSOE), con su abstención en el Pleno, ha impedido que el Gobierno Municipal exigiera al juzgado el cumplimiento de dicha sentencia, sin dar ninguna explicación.

“Es inconcebible que el alcalde no apoye la decisión que toma la justicia. Si hay una sentencia firme, habrá que apoyar que se ejecute”, ha señalado José Luis Ordóñez, coordinador provincial de IU y concejal en Fuentepelayo. “Ha podido haber incluso prevaricación por parte de la alcaldía, porque no está actuando en consecuencia a una sentencia judicial”.

La sentencia, cuya ejecución se pretende, condena conjunta y solidariamente, y a su costa, a la empresa Agraman y a su administrador único, Juan Francisco Cárdaba, entre otras penas, a llevar a cabo las tareas de limpieza necesarias de las parcelas en las que depositaron los residuos y lodos, el saneamiento del arroyo, o cacera, de las Cabras, donde se vertían los lixiviados de la planta, además de la gestión y compostaje de la totalidad de los residuos existentes en el interior de la planta.

Ordóñez ha recordado que la movilización de los últimos años en Fuentepelayo no tiene como fin exclusivamente resolver el cierre de la planta, sino también solucionar las consecuencias de la enorme contaminación superficial y subterránea que aún afecta al municipio. En este sentido, la portavoz adjunta de IU, Ana Peñalosa, ha recordado que los vecinos y vecinas de Fuentepelayo llevan varios años soportando los malos olores y la contaminación causadas por la mal llamada planta de compostaje.

“Estamos hablando de un problema de salud pública que todavía, a día de hoy, afecta al municipio debido a las toneladas de basura que permanecen en las instalaciones. Ante esta lamentable situación generada por una gestión negligente, desde Izquierda Unida reiteramos nuestro apoyo a las reivindicaciones de la plataforma ciudadana No Más Mierda, cuyo trabajo a lo largo de los últimos años ha sido fundamental para denunciar esta situación, a pesar de sufrir amenazas e incluso agresiones”, ha apuntado Peñalosa.

Uno de los paseos más concurridos y apreciados en Fuentepelayo es el que discurre por el camino que va desde el caso urbano hasta la cotarra de San Cebrián, en el límite con el Municipio de Zarzuela del Pinar y el Mar de Pinares. Ahora es prácticamente imposible efectuar dicho paseo, ya que al borde del camino está la ‘planta de compostaje’ y los olores que desprenden las miles de toneladas de residuos allí acumuladas impiden transitar por esa zona.

Izquierda Unida recuerda que Fuentepelayo ha soportado durante demasiados años esta situación, mientras que tanto la Junta de Castilla y León como el Gobierno Municipal de Fuentepelayo hacían oídos sordos. La contaminación, en menor grado, aún se sigue produciendo, y una prueba de ello se da cada vez que llueve, pues rebosan las balsas de lixiviados y el agua contaminada drena hacia el arroyo, o cacera, de las Cabras. “Estamos ante una clara dejación de funciones de la Junta y de la consejería de Medio Ambiente con respecto al control y fiscalización de las empresas que se dedican a la gestión de residuos, y a esto le tenemos que añadir la irresponsabilidad del alcalde socialista de Fuentepelayo por no solicitar al juzgado la ejecución de la sentencia”, ha señalado Peñalosa.

La sentencia condenatoria número 24/2019 fue dictada por el Juzgado de lo Penal número 1 Bis de Segovia, y el Gobierno Municipal de Fuentepelayo fue parte en el procedimiento abreviado 253/2018 (diligencias previas número 59/2016) que terminó en la citada sentencia. La sentencia referida es firme tras la sentencia 78/2020 de la Audiencia Provincial de Segovia, sección número 1, que rechazó el recurso presentado por la empresa Agramam y su administrador único.

Por su parte, el responsable de Movimientos Sociales de IU Segovia, Carlos Serrano, ha declarado que la Izquierda Unida, del mismo modo que ha estado apoyando a la plataforma No Más Mierda con este caso, ahora respalda las movilizaciones contra otro de los principales problemas medioambientales que está afectando a nuestra provincia: las macrogranjas.

“Dos de las principales preocupaciones que tiene la ciudadanía de Segovia son el mantenimientos de los servicios públicos de calidad, como se ha visto con las movilizaciones del sábado en Sepúlveda, y las problemáticas medioambientales, como la contaminación en Fuentepelayo y su entorno o el problema de la ganadería industrial, que ha provocado las protestas de la población de Bernardos y alrededores”, ha subrayado Serrano. “Desde IU tenemos clara nuestra apuesta por un sistema productivo socialmente justo y sostenible. En esta tierra, eso implica una reindustrializacion de alto valor añadido y optar por ganadería extensiva y familiar que articule el territorio y agricultura cada vez más ecológica”.

Serrano ha pedido a las administraciones públicas y al resto de fuerzas políticas que se posicionen claramente hacia unas políticas publicas sostenibles, y que no hagan declaraciones ambiguas. “El PSOE debe dejarse de declaraciones altisonantes mientras se pone de perfil a la hora de legislar, haciéndole el juego a las grandes multinacionales”.

Post a Reply